martes, 17, mayo, 2022
CubaOnLine

Cerro Blanco es ideal para una escapada serrana. A sólo una hora y media tiene para ofrecer un entorno para el relax y el contacto con la naturaleza.

CORRESPONSAL EN REGIÓN CENTRO

A muy pocos kilómetros de Córdoba, entre Tanti y Los Gigantes, se encuentra la Reserva Cerro Blanco. Se trata de un espacio protegido que ofrece actividades relacionadas con el ecoturismo y a la conservación del bosque nativo.

Cerro Blanco se ubica sobre el faldeo oriental de las Sierras Grandes. Ocupa cerca de 400 hectáreas y alcanza una altura de 1330 msnm. Desde la cima se obtienen vistas magníficas del Lago San Roque, el cerro Pan de azúcar y el Uritorco.

Ir al Cerro Blanco es pasar un día entre cuevas, playas con arena, cascadas y ollas disfrutando de distintos planes. La actividad preferida es el avistaje de aves dentro de la Reserva, los cóndores son los verdaderos protagonistas. Además hay águilas, picaflores, halcones y jotes que sobrevuelan ejemplares de tabaquillo, piquillín y guindillo.

Para los fanáticos del trekking hay gran cantidad de senderos para transitar con guías o de manera autoguiada. Uno de ellos es el Sendero al río Yuspe, de unos 30 minutos y de dificultad media. Otro, algo más corto y fácil, es el que se dirige por una cantera de cuarzo explotada a cielo abierto. Desde 2007 firma parte de la Red de Refugios de Vida Silvestre, con el objetivo de implementar soluciones para la conservación de la naturaleza.