miércoles, 2, diciembre, 2020

La competencia se llevará a cabo en el Autódromo José Carlos Pace, que está localizado en el barrio de Interlagos en los suburbios de San Pablo, Brasil. Será la fecha 20, la anteúltima del año. En este momento el torneo lo lidera Lewis Hamilton, seguido por Sebastian Vettel y Kimi Raikkonen. El Gran Premio de Brasil (en portugués: Grande Prêmio do Brasil) se disputa desde el año 1972, y forma parte del Campeonato Mundial de Fórmula 1 desde 1973. Anteriormente tuvo lugar también en el Autódromo Internacional Nelson Piquet de Jacarepaguá, Río de Janeiro. El piloto más victorioso de la carrera es el francés Alain Prost, con seis triunfos. El argentino Carlos Reutemann y el alemán Michael Schumacher lo siguen con cuatro conquistas cada uno. 

La ciudad de la furia

Adicionalmente de ver una carrera que promete ser apasionante y, que quizá defina al campeón, los que viajen pueden aprovechar y quedarse algunos días más en San Pablo, ciudad que posee una población superior a 12 millones de habitantes y, es una de las más pobladas del mundo. Los brasileños la llaman “la ciudad que no puede parar”, ya que es el principal centro financiero de Brasil y uno de los grandes centros de cultura, entretenimiento, moda y negocios a nivel mundial. 

Dando vueltas por San Pablo

Recorrer la Avenida Paulista es uno de los atractivos que deben experimentar los que visiten a la principal ciudad de la región metropolitana de San Pablo. En esa misma avenida se encuentra el museo de Arte de San Pablo, que corresponde a uno de los lugares imperdibles para quienes busquen actividades culturales, albergando invaluables colecciones de arte que figuran entre las más importantes de Latinoamérica. Dentro de sus colecciones principales se destacan las obras de renombrados artistas como: La Resurrección de Cristo de Rafael Sanzio, La Virgen y el Niño de Sandro Botticelli, El sacrificio a Príapo de Nicolas Poussin, entre otras joyas.
Alguna tarde libre se puede recorrer el Parque Ibirapuera, que es conocido como el Central Park Latinoamericano, es el más importante de San Pablo, una enorme extensión de áreas verdes donde convergen naturaleza, arquitectura, actividades recreativas y culturales. Posee tres lagunas y cuenta con varios senderos para recorrer o, para los más “deportistas”, para correr.
Algunos sostienen que no se ve una ciudad completa si no se tiene una vista panorámica. El edificio Altino Arantes (popularmente Banespa) tiene una altura de 150 metros y 36 pisos y, desde su mirador se obtiene una visión de 360 grados que permite distinguir la Serra do Mar, el Pico do Jaraguá, los edificios en la Avenida Paulista y las principales construcciones del centro. Para completar algo más de este edificio, hay que agregar que en los años 40 fue la mayor construcción de hormigón armado del mundo y, hasta 1956, el edificio más alto fuera de los Estados Unidos.
En el Barrio da Liberdade se encuentra la mayor comunidad japonesa (fuera de Japón) del mundo, aunque a ella se han sumado con los años otros muchos inmigrantes asiáticos, como chinos y coreanos, haciendo de la zona un espacio cultural pintoresco y con una marcada identidad propia. Su origen data del siglo XIX, cuando centenares de inmigrantes japoneses partieron rumbo a Sudamérica estableciéndose, la mayoría de ellos, en Brasil.
En el barrio todavía se pueden distinguir algunas casas que todavía conservan la estética japonesa, y otros elementos típicos de la arquitectura nipona, como los emblemáticos toris rojos. Llegar al barrio es sencillo: se encuentra a unos 400 metros del comienzo de la Avenida Paulista; y se puede ir en Metro, en la línea 2 hasta la estación Liberdade, en donde está la plaza principal.
Para los amantes del fútbol hay una parada “obligada”: el Museu do Futebol. Es un viaje a la historia del fútbol de Brasil. Recorrerlo toma de 2 a 4 horas y el precio ronda los 6 reales. Se localiza en el Estadio Municipal Paulo Machado de Carvalho, más conocido como Estadio Pacaembú. El museo posee una superficie de 6.900 metros cuadrados y se inauguró el 29 de septiembre de 2008.

El histórico circuito

El Autódromo José Carlos Pace, más conocido como Interlagos, ha sido sede de la mayoría de las ediciones del Gran Premio de Brasil de Fórmula 1, a partir de 1990. El nombre tradicional del circuito proviene del hecho de que la pista fue construida en una región entre dos grandes lagos artificiales, el Guarapiranga y el Billings, que se diseñaron a principios del siglo XX para abastecer a la ciudad con agua potable y energía eléctrica. En los años 70s, el autódromo fue rebautizado como José Carlos Pace en honor al entonces recientemente fallecido piloto de Fórmula 1 de Brasil. Existe una pista de karts en el interior del circuito principal, que lleva el nombre de Ayrton Senna, otro gran exponente del deporte motor oriundo del país.

 

Sabores paulistas y de otros mundos

San Pablo tiene 12.500 restaurantes de 52 nacionalidades, etnias y regiones. Hay 15.000 bares, 600 restaurantes japoneses –sostienen que en esta ciudad se cocinan 278 sushis por minuto–, 3.200 panaderías y 6.000 pizzerías. La gastronomía es palabra mayor, más aún teniendo en cuenta que aquí está D.O.M, el restaurante del chef Alex Atala que fue elegido entre los 50 mejores del mundo. 
Lo bueno que ofrece la ciudad es el amplio rango de precios en las ofertas gastronómicas. Para los que están más ajustados económicamente pueden comer en el Mercado Municipal Paulistano y, los que quieren almuerzos o cenas más sofisticadas lo pueden hacer en la gran cantidad de restaurantes que hay en la zona. Entre los platos típicos la Feijoada, ese gran rito sabatino de los brasileños, que combina arroz con frijoles negros, patitas de cerdo, legumbres, farofa, carne de vaca, huevos y verduras; también está el riquísimo pan de queso; la virada Paulista, con arroz, frijoles, banana y carne; el Churrasco o “churrasquinho” de carne asada; pernil asado, generalmente acompañado de papas, batatas y mandioca asadas). La cerveza es infaltable y, la Cachaça, sola o preparada como “Caipirinha”.
Ya de por sí viajar a conocer San Pablo es una experiencia única y, si se le suma la de ver un acontecimiento que promete ser inolvidable como es la Fórmula 1, esto se convierte en una escapada perfecta.

El metro en San Pablo

La red de Metro se inauguró el 14 de septiembre de 1974 y, es un sistema de transporte que une trenes urbanos, suburbanos y de cercanías de tren o el autobús. La red cuenta con 5 líneas y 64 estaciones de la formación de una red ferroviaria de 74 km. Por año la red transporta 877 millones de pasajeros. Las líneas van desde Tucuruvi-Jabaquara, pasando por  Palmeiras-Barra Funda-Corinthians–Itaquera y Capão Redondo-Largo Treze.

Por Oscar Juárez, Director de Principios Tour Operator